6 signos que debes conocer para detectar el cáncer de mama
La alfombra roja de los Premios Fotogramas de Plata

8 mentiras sobre tus pechos que probablemente te hayas creído toda tu vida

8 mentiras sobre tus pechos que probablemente te hayas creído toda tu vida
Mujer tapándose el pecho (Foto: iStock)
Compártelo:
Puntuación: 1 en 1 votaciones
-
Eva García

Hay verdades universales que no tienen ningún fundamento científico pero que se afianzan como tales por su tendencia a la viralidad en la sociedad, que con el boca a boca puede hacer milagros. Es lo que ocurre por ejemplo con los senos y todas las teorías que corren por ahí como si fueran verdad, muchas de ellas asustando a las mujeres y sobre todo llevándolas al error. Mira todas las afirmaciones sobre tu pecho que igual te has creído y no son ciertas:

1. Hay pezones con formas raras

Para nada. Lo que hay son pezones de muchas formas, tamaños y colores, al igual que los propios senos. Que el ideal de belleza a lo largo de los años marque algo concreto como única verdad no convierte a los demás tipos en raros. Todos son habituales y normales.

2. Hay alimentos que hacen que el pecho aumente

Qué peligro tiene esto de la alimentación y sus milagros. Los alimentos ricos en estrógenos son muy saludables en general y ayudan mucho a tu salud, pero no tienen ninguna influencia sobre el tamaño de tus senos.

Hay muchas teorías falsas sobre los pechos (Foto: iStock) Hay muchas teorías falsas sobre los pechos (Foto: iStock)

3. El sexo hace que crezcan

No por practicar más sexo los pechos aumentan de tamaño. No existe ningún tipo de relación entre ambas variables.

4. En los senos la única genética que afecta es la de la madre

Mentira de las grandes porque entonces los senos serían calcos siempre entre madres e hijas y esto no ocurre. Puede ser genético el tamaño pero no necesariamente por tu primera generación. Existen una gran cantidad de datos curiosos que desconocemos sobre los senos.

5. Los sujetadores provocan cáncer

Esto es algo de lo que tampoco hay pruebas. De hecho los expertos se preocuparían si llevar sujetador influenciara por ejemplo en que existieran más pechos inflamados, pero esto no ocurre. Se sigue investigando el origen del cáncer de mama pero hasta la fecha no se considera que el sujetador sea uno de los causantes.

6. Depende de tus pezones puedes dar de mamar o no

Lo único real al respecto es que hay determinados tipos de pezones que por su forma pueden suponer más problemas en cuanto a dolores para la madre porque al bebé le llevará más tiempo aprender a agarrarlo pero acaban mamando en la mayoría de los casos.

No te creas todo lo que lees sobre los pechos (Foto: iStock) No te creas todo lo que lees sobre los pechos (Foto: iStock)

7. Dormir de lado los deforma

Hay gente que considera que dormir de lado puede deformar los senos tanto que acaben siendo de tamaño diferente. Ya pueden dormir tranquilas porque tampoco es así porque si tus pechos evolucionan de forma diferente no será la postura al dormir, sino por causas hormonales o traumáticas generalmente.

8. Las estrías no desaparecen

Cuando los senos crecen muy rápido a veces aparecen con ellos las temidas estrías. Las estrías siempre mejoran con el tiempo y así ocurre también en el caso del pecho. Lo normal es que o desaparezcan del todo o acaben mezclándose con el resto de la piel.

Go Shopping

}); });