Los motivos más frecuentes por los que un hombre tiene un gatillazo
Muchas sorpresas y enfado incluido en el estreno de Anabel Pantoja en ‘Sola’

Tratamientos para rejuvenecer la piel a partir de los 30

Tratamientos para rejuvenecer la piel a partir de los 30
Tratamientos belleza (Pixabay)
Compártelo:
Puntuación: 0 en 0 votaciones
-
Ines Arufe

A nadie le gusta que pasen los años. Significa hacerse mayor, tener cada vez más responsabilidades, mirarse al espejo y ver las primeras arrugas aparecer.

¿Estás rozando los 30 años? Pues entonces quédate con nosotros, porque este post te interesa.

Aunque se diga que los 30 son los nuevos 20, hay algo que es inevitable y es el paso de los años que se comienza a notar en el rostro, por eso es bueno aplicar el dicho “más vale prevenir que curar”.

Y es que, expertos en la materia nos avisan que tenemos que comenzar a cuidar nuestra piel desde bien jóvenes debido a las exposiciones solares de las que abusamos durante el paso de los años.

A partir de los 25 años, nuestra piel empieza a experimentar ciertos cambios, por tanto, es fundamental tener una buena rutina diaria compuesta por una buena limpieza, hidratación y fotoprotección.

Pero a los 30, usar solamente fotoprotector se queda corto y se necesita algo más para rejuvenecer la piel y prevenir esos primeros signos de la edad.

Muchas personas se preguntan si ya deben utilizar cremas antienvejecimiento o si tienen que someterse a tratamientos médico-estéticos.

Aunque son muchos factores los que pueden ayudar a mantener por más tiempo una piel joven y luminosa, a continuación, te vamos a explicar algunos consejos para empezar a aplicarlos en ti.

¿Cómo cuidar mi piel a los 30?

Lo más importante a esta y en todas las edades es proteger nuestra piel del sol para evitar un fotoenvejecimiento.

Lo que quiere decir, un descolgamiento de la piel causado por la síntesis del colágeno y las arrugas prematuras.

Hacerse tratamientos con ácido hialurónico

Para mantener la piel hidratada y devolverle la pérdida de elasticidad y firmeza, lo mejor es el ácido hialurónico.

Ya que, con el paso de los años la piel deja de generar la misma cantidad de ácido hialurónico que antes.

Las propiedades del ácido hialurónico son muchas y muy diversas entre ellas, ayuda a mantener la piel hidratada aportando volumen y favoreciendo la generación de colágeno.

Usar cremas con retinol

Las vitaminas antioxidantes como el retinol suele ser el mejor aliado para mantener la piel joven. Puedes encontrarlo en cremas hidratantes que ayudarán a tonificar la piel.

Además, utilizar cremas hidratantes facilita la retención de agua dentro de la epidermis sin aportar un exceso de grasa al poro.

Pero para elegir la mejor crema para nuestro rostro tenemos que saber qué tipo de piel tenemos. Cada piel tiene unas necesidades que no todas las cremas cubren.

Algo muy importante es, hacer uso de dos cremas diarias, una para la noche y otra diferente para el día.

Hacer peelings profundos

Hoy en día los peelings ya no están compuestos por ingredientes químicos, sino por ingredientes vegetales.

Son capaces de eliminar manchas, líneas de expresión, flacidez, poros y señales de acné de una manera más natural.

Exfoliar tu piel un día a la semana y usar mascarillas específicas para potenciar un determinado efecto es muy recomendable a partir de los 30 años. Aporta una dosis extra semanal de hidratación y elasticidad.

Tras el tratamiento la piel adquiere un tono rojizo que a los pocos días desaparece.

Usar sérum

Usar sérum es muy importante para prevenir el envejecimiento de la piel ya que es el concentrado de activos. La mezcla de crema hidratante y sérums es ideal para prevenir las arrugas.

Puedes encontrar sérums de ácido hialurónico para hidratar, de vitamina C para aportar luminosidad y reparar el daño producido, y de ácido ferúlico por sus propiedades antioxidantes frente a los radicales libres.

En definitiva, como ya hemos comentado, es muy importante cuidarse la piel en todas las edades, no solo a partir de los 30. Pero si no lo hemos hecho hasta ahora, es el momento de comenzar a hacerlo. La piel nos lo agradecerá y nosotros también cada vez que nos miremos en el espejo.

 

Go Shopping

}); });